Conozca las cervezas artesanales MEMORIAL, creadas por talento caleño

Conozca las cervezas artesanales MEMORIAL, creadas por talento caleño

Andrés Otero Thropt es el colombiano que está detrás del emprendimiento Cerveza Memorial 1831, el cual ofrece a los colombianos cervezas artesanales, con exclusivos sabores y variedad de aromas. 

“En nuestras vidas experimentamos diferentes momentos y nosotros queremos ser parte de ellos”, dice Andrés.

Lo que comenzó como un hobbie entre dos amigos, ahora se ha convertido en un proyecto de vida para Otero, quien es graduado de la Universidad Javeriana de Cali, como ingeniero industrial.

Fue hace un año y medio que, partir de la propuesta de Jeremías Viveros, la pasión y la creatividad de este joven emprendedor se apoderaron de él.

“Un compañero de la universidad me comentó que tenía un primo que sabía hacer cervezas con frutas y que quería unirse con alguien para iniciar con el proyecto”, agrega. 

Sin investigación de mercado, estudios financieros, ni validaciones,  Andrés le apostó todo a esta idea, con la seguridad de que serían bebidas novedosas, refrescantes y deliciosas. 

“Aprovecho este momento para extender mis profundos agradecimientos a todas las personas que nos han ayudado día a día, lo valoramos muchísimo”, expresa Otero.

Aunque las cervezas artesanales son una tendencia reciente y las personas que las consumen son estadísticamente menos (comparándose con los consumidores de cerveza común) Cerveza Memorial ha tenido una acogida muy positiva y ha cautivado poco a poco los paladares de los colombianos, logrando que estén abiertos a experimentar nuevos sabores; por el momento la más destacada de los cinco sabores que manejan es una a base de fresas, moras y cerezas. 

Según el caleño de 25 años, la clave que él empleó para obtener resultados positivos en su emprendimiento, fue trabajar y dedicarle tiempo a un producto que valiera la pena y que, además, fuera útil para quienes lo consumieran. 

¿Qué ha sido lo más difícil en el proceso de Cerveza Memorial 1831?

Sin lugar a dudas ha sido estrellarse con la cultura colombiana, estamos acostumbrados a no cuestionarnos lo que consumimos, así que cuando nos ofrecen algo diferente existe una predisposición para apoyarlo.

¿Lo más bonito de este camino?

Aprender a desaprender, esto nunca nos lo enseñaron en la universidad y es de las habilidades más necesarias en el mundo moderno; entender que cada día debemos reconocer con humildad que no sabemos y buscar ayuda.

¿Qué consejos podrías darle a los futuros emprendedores?

– Trabajen en su ser interior y descubran su sentido y proyecto de vida.

– Mucha disciplina, humildad para reconocer sus errores y aprender de ellos, explotar la creatividad y estar en un continuo aprendizaje.

Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La Araque Dice